Lanzamiento de la Coalición para Mercados Digitales Competitivos

Mailfence se une a otras 22 compañías del sector para lanzar la Coalición para Mercados Digitales Competitivos (en inglés: «Coalition for Competitive Digital Markets»). La #C4DM respalda la implantación de reglas más estrictas para las grandes plataformas en línea. A las empresas conocidas como “guardianas”, como Apple, Google, Facebook y Amazon ya no se les debe permitir el controlar el acceso de los consumidores a la información y el abusar de sus posiciones para limitar el acceso al mercado.

La Ley de Mercados Digitales debe imponer reglas más estrictas acerca de las aplicaciones preinstaladas, la interoperabilidad y el empaquetamiento para lograr que los mercados digitales sean abiertos y competitivos.

En resumen, la Coalición para Mercados Digitales Competitivos exhorta a:

Para más información: ¡visite nuestra web desde la que podrá enviar su solicitud de inscripción!

La Coalición para Mercados Digitales Competitivos lucha por lograr que los mercados digitales sean abiertos y competitivos.

Carta abierta: La UE necesita una Ley de Mercados Digitales Eficaz

Les escribimos como un gran conjunto de compañías tecnológicas para exhortarles a que incluyan y que apoyen unas reglas más estrictas para las compañías «guardianas», que dominan actualmente el mercado, en la Ley de Mercados Digitales. Tales requisitos son clave para el pleno desarrollo del potencial económico europeo y para posibilitar el que las compañías tecnológicas europeas tengan una oportunidad justa de convertirse en líderes mundiales en el sector de la tecnología.

  • Ampliar la disposición de interoperabilidad a todos los servicios centrales de las plataformas, para todos los sectores y ofertas al consumidor.  La interoperabilidad fue uno de los factores clave para impulsar el éxito original de internet, y es una herramienta importantísima para que la UE pueda obtener soberanía digital, restaurar oportunidades entre los participantes del sector, sin importar su tamaño, y promover la libre competencia en los mercados digitales. Una disposición de interoperabilidad ampliada a todos los servicios principales de las plataformas produciría un mayor nivel de eficiencia para las empresas europeas y las administraciones públicas, promoviendo la competencia y la innovación en los mercados digitales facultando a empresas de cualquier tamaño para competir en igualdad de condiciones con las guardianas, basándose exclusivamente en los méritos de sus productos o servicios.
  • Prohibir la perniciosa tendencia a la autopreferencia de las guardianas mediante la implantación de una prohibición expresa a la preinstalación y a la configuración predeterminada para los servicios centrales de la plataforma. Los usuarios finales deben tener la capacidad de seleccionar su plataforma de servicio preferida mediante, por ejemplo, un menú de preferencias. La mera posibilidad de desinstalar aplicaciones o cambiar las configuraciones predeterminadas fácilmente no es, ni por asomo, suficiente para abordar el «quid» del problema, porque el 95% de los usuarios jamás cambian la configuración predeterminada de sus dispositivos. Esto es especialmente dañino en el caso de los smartphones, que hoy en día son la principal vía de acceso a internet para la mayoría de los usuarios.
  • Ampliar la prohibición de empaquetamiento a los servicios complementarios, puesto que limitar la disposición únicamente a los servicios centrales podría limitar la competitividad.  El empaquetamiento es un método ampliamente utilizado por las guardianas para expandir su supremacía a otros servicios, apoderándose rápidamente de otros mercados relacionados.

Los mercados digitales donde las empresas titulares ya obtienen grandes beneficios a causa de sus grandes de usuarios son extremadamente difíciles de penetrar debido a lo que se conoce como el «efecto red», incluso considerando que existen compañías y «startups» europeas que crean productos mejores y más innovadores. Las guardianas crean ecosistemas cerrados ─o «jardines amurallados»─ y barreras de entrada. Esto lo hacen mediante la implantación de una deliberada falta de interoperabilidad, y después mediante el uso del empaquetamiento y la autopreferencia, que después les permite expandirse a otros productos y servicios. Fomentar la competencia, la libertad de elección del consumidor y la interoperación con otros proveedores de servicios le permitiría a los aspirantes europeos competir en base a los méritos de sus servicios.

La Ley de Mercados Digitales tiene el potencial necesario para resolver estos problemas y romper las cadenas que retienen a la industria de internet europea. Para dejar atrás los jardines amurallados, les exhortamos a que garanticen que la DMA destruya las barreras a la interoperabilidad, el empaquetamiento y las configuraciones predeterminadas anticompetitivas mediante la preinstalación.

Esperamos sinceramente que aprovechen esta gran oportunidad.

La #C4DM se entrecruza con una coalición existente, que en julio de 2021 exhortó a las autoridades reguladoras a nivel mundial a #BanSurveillanceAdvertising.

– El Equipo Mailfence

También te podría gustar...